Archivo mensual: mayo 2006

Viaje al extranjero: otra cultura, otras reglas

En diferentes sitios del globo, las culturas imponen códigos y reglas que se dan naturalmente. Sin embargo, cuando eres un viajero y no conoces esas reglas, podrás pasar momentos embarazosos y hasta más de un disgusto. Conoce las curiosas costumbres de los rincones más particulares del planeta…

Texto de Viajeros.com

Hackeando la TV del hotel III

Más sobre como hacer para ver las películas de pago gratis en los hoteles.

Trenes que vuelan

Son los Transrapid, trenes de levitación magnética, con velocidades de 430 km/h. Proyectan hacer una red que una todo el centro de Europa.

Pueden ver un video del Transrapid de Shanghai en el que la velocidad que coge es impresionante.

El poder de la mente ante la aerofobia

Controlar nuestra mente, que importante es ésto, y que poco se enseña en los colegios y universidades. ¿Cómo podemos controlar nuestros pensamientos negativos y volverlos positivos?.
Una forma puede ser el repetirse una y otra vez afirmaciones positivas, aunque no nos las creamos: “estoy bien”, “estoy seguro”, “estoy tranquilo y relajado”, “estoy sereno”. Desde luego que si logramos cambiar nuestra cháchara mental negativa por pensamientos positivos nuestras vidas mejorarán drásticamente en todos los aspectos.

Una persona que sólamente tenga un poco de nerviosismo al viajar en avión, posiblemente le llegue con repetirse “Estoy tranquilo y relajado, sé que viajo seguro en avión” unas cuantas veces, mientras toma unas profundas respiraciones. Y le funcione perfectamente.

Lo bueno que tiene la repetición de afirmaciones es que NO HACE FALTA QUE UNO SE LAS CREA para que surtan efecto, claro que si uno se las cree, su efecto se multiplica por cien. Una prueba de ésto la podemos hacer en casa con otra persona. Uno se repite a sí mismo unas 50 veces: “Estoy débil, estoy débil”, (en voz alta, sin chillar, aunque también vale repetirlo mentalmente) y al terminar extiende un brazo y le pide a otra persona que se lo baje, también vale echarse un pulso con alguien que tenga fuerza similar a la nuestra. En la mayoría de los casos, nuestro “ayudante” podrá con nosotros, nos bajará el brazo o nos ganará el pulso, incluso aunque sea una persona con menos fuerza que nosotros. Ahora, hacemos el mismo experimento, pero repitiéndonos a nosotros mismos 50 veces “Estoy fuerte, estoy fuerte”. En la mayoría de los casos, la otra persona no podrá ni bajarnos el brazo, ni ganarnos el pulso, aunque sea una persona más fuerte que nosotros.

Por cierto, hay que decir que para que una afirmación sea útil, hay que EVITAR LAS NEGACIONES, HACERLAS EN SENTIDO POSITIVO. O sea, evitemos el afirmar: “NO tengo miedo a viajar en avión”, cambiémoslo por “Viajo en avión tranquilo, seguro y relajado” (o algo por el estilo). Esto es por que nuestro subconsciente NO entiende de negaciones, ya que para entender la frase, hay que representarse justamente lo que queremos evitar. Por ejemplo, al que lea ésto, estese un minuto SIN PENSAR EN UN PERRO. Estoy seguro que no lo conseguirá, ya que para NO pensar en un perro primero tiene que pensar en él. Si yo no le dijese ésto, seguramente que estaría el minuto sin pensar en el perro, pero basta que se lo diga para que lo piense, aunque vaya acompañado del NO. Por eso para entender la frase “NO tengo miedo a volar”, su subconsciente tiene que entender el miedo a volar, y es ésto lo que está afirmando. El subconsciente no entiende la palabra NO, así que si piensa o dice “NO tengo miedo a volar”, lo que interpreta es “tengo miedo a volar”.

Más en Volar sin miedo.

Calzoncillos para viajar (con sorpresa)

Dicen que son ideales para viajar con ellos. Sí has de dejar dinero en el hotel, lo guardas en estos calzoncillos que vienen con una manchita por defecto y parece que el ladrón no se atreverá a acercarse.

Verlos aquí. (Vía).

Detalles de los documentales de Lonely Planet

Los documentales de viajes de Lonely Planet (las guías de viaje de bajo coste más conocidas del mundo) se planifican en una oficina de Londres tres meses antes de hacer el viaje y hacer la grabación.

Estudian por ejemplo, que acontecimientos o festivales señalados se harán en el país, o que condiciones climáticas hay por regiones; hacen entrevistas a gente que ha estado por la zona e investigan en enciclopedias. En base a eso, se va haciendo el itinerario. El viaje en el país no durará más de 24 días (en sus comienzos era de un mes) y muy pocas veces dormirá el equipo más de una noche en un mismo lugar. Se suele hacer los grandes traslados por la noche y llegar por la mañana para no dejar de grabar en todo el día.

El equipo de trabajo es el presentador y cinco o seis personas detrás; el cámara, el técnico de sonido, y el productor y el director que se adelantan a los demás dos semanas antes buscando las localizaciones. El equipo casi nunca sale en pantalla. También se trabaja con un piloto, conductor o guía de la región.

Se tarda 15 semanas en completar un episodio. Dos o tres de filmación así como de la postproducción y los dos meses y pico de la investigación al inicio del proyecto.

La presentadora Justine Saphiro dice que de esos 24 días más o menos, tiene 3 días que son realmente de relax y descanso, los días restantes no se para. Y que la mayoría de los comentarios que hace a la cámara lo dice improvisando (esto de la improvisación lo sabíamos desde que la vimos comiendo escarabajos en Méjico). Sabe algo de español y francés aparte del ingles.

Puedes seguir leyendo más detalles en la entrevista-chat con Justine aquí.

Travel + Action

Así llaman a estos accesorios bien pensados. Más aquí.